Percival Peña y el Movimiento Revolucionario Caamaño Deñó, en Bonao - DIARIO QUISQUEYA

Percival Peña y el Movimiento Revolucionario Caamaño Deñó, en Bonao

El general retirado Rafael Percival Peña aseguró ayer que su hijo John Pércival Matos, acusado de liderar una banda que asaltaba bancos y en la que dijo, estarían involucrados jefes policiales, fue ejecutado de 37 balazos, incluido uno “de gracia” en la cabeza.
PercibalReveló que tiene informaciones suministradas por una célula del Movimiento Revolucionario Caamaño Deñó, en Bonao, que sabe todo cuanto ocurrió allí, de que su hijo estaba solo en el motel y que los disparos que lo mataron comenzaron a hacerse desde afuera.
“Eso es la claque, cáfila corrupta y perversa que tiene dentro la Policía; además, hay un tinglado que ellos formaban parte de eso, porque ¿quién en su sano juicio puede tirar bomba lacrimógena, dónde se consiguen bombas lacrimógenas?, manifestó Pércival Peña.
Pidió a las autoridades hacer una profunda investigación del caso, recordando que fue desde el mismo poder de donde se ordenó dar con su hijo, “vivo o muerto”.
Igual pidió al presidente Danilo Medina que lo deje tranquilo para poder enterrar a su hijo en paz, ya que según denunció, desde que ocurrió el hecho es objeto de persecución y de provocación.
“Presidente, déjeme tranquilo por favor; déjeme enterrar a mi hijo, Presidente por favor; a usted, no a otras autoridades; los otros son leguleyos, cipayos y pacuatos de usted. Presidente Danilo Medina, deje a mi familia enterrar a John Pércival; ya usted salió de él, ya usted dio la orden, ya”, subrayó.
Dijo que trata de que esto sea lo más sano, y que ya advirtió a la gente que lo seguía.
“Se lo digo, ustedes tienen problema porque se me puede subir un cable y un acontecimiento puede pasar, y vamos a ir a otra tragedia”, enfatizó.
Delincuencia. Percival Peña dijo que este grado de delincuencia “se le fue de la mano al Estado dominicano”, e indicó que el hecho de que esos jóvenes no se ponían capucha, indicaba que estaban mandando un mensaje.
“Yo quiero ante esta sociedad llamarle la atención y decirles que vamos a parar esta delincuencia, pero no la delincuencia de abajo, porque los de abajo están faltando el respeto porque los de arriba están perdiendo la vergüenza”.
Copyright © DIARIO QUISQUEYA. Designed by SocialMegaClick